Alfredo Luenzo

Senador de la Nación por Chubut

MALVINAS: FILMUS Y ARMAS PFIRTER EXPUSIERON EN EL SENADO

FUE DURANTE UNA REUNIÓN DE LA COMISIÓN DE RELACIONES EXTERIORES Y CULTO REALIZADA EN FORMA REMOTA. ANALIZARON LOS PROYECTOS ENVIADOS POR EL PODER EJECUTIVO RELACIONADOS A LA CREACIÓN DE UN CONSEJO NACIONAL DE ASUNTOS RELATIVOS A MALVINAS, GEORGIAS DEL SUR, SANDWICH DEL SUR Y LOS ESPACIOS MARÍTIMOS CIRCUNDANTES, QUE CONTINUARÁ EN TRATAMIENTO; Y A LA INCORPORACIÓN DE UNA DEMARCACIÓN DEL LÍMITE EXTERIOR DE LA PLATAFORMA CONTINENTAL DE LA REPÚBLICA ARGENTINA, CUYO DICTAMEN PASÓ A LA FIRMA. 

La Comisión de Relaciones Exteriores y Culto del Senado, presidida por el senador por Buenos Aires Jorge Taiana (FdT) contó con la participación del embajador Daniel Filmus, secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur; y de la coordinadora general de la Comisión Nacional del Límite Exterior de la Plataforma Continental (COPLA), Frida Armas Pfirter, para comenzar el tratamiento de los proyectos 60/20 y 61/20 enviados por el Poder Ejecutivo. El primero propone la creación de un Consejo Nacional de Asuntos relativos a Malvinas, Georgias del Sur, Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes; en tanto que el segundo promueve la incorporación de una demarcación del límite exterior de la plataforma continental de la República Argentina.

“Lo que necesitamos nosotros es del consenso internacional y del trabajo de políticas de Estado para lograr que Reino Unido acceda a lo que nosotros estamos planteando respecto del consenso mundial, y de Naciones Unidas en particular, para que el diálogo bilateral resuelva el tema”, afirmó Daniel Filmus al comenzar su alocución. “En este contexto es que nosotros planteamos la creación de una Comisión al máximo nivel presidida por el presidente de la Nación”, prosiguió, que “no esté atada a los términos de una situación electoral puntual, a un calendario electoral”. “Una Comisión que elabore y aconseje cuáles son esas estrategias de mediano y largo plazo”.

Seguido, detalló que la misma estará compuesta por “tres representantes de los tres bloques mayoritarios en el Senado y en la Cámara de Diputados; representantes del contexto jurídico, académico, científico y la provincia de Tierra del Fuego; y un representante de los ex combatientes” y que “va a funcionar por consenso”. Por último, informó que la Comisión “dura cinco años, salvo en el caso de los cargos electivos” resaltando que su permanencia “no está atada a un momento de calendario electoral particular”.

A continuación, hizo uso de la palabra Frida Armas Pfirter, quien sostuvo que “el límite no es una línea en un mapa: hay que demostrar que hay una prolongación natural del territorio” y que “esta ley es importante porque tenemos muchos minerales, hidrocarburos y especies sedentarias”. “La ley va a perfeccionar nuestra seguridad jurídica y consolidar nuestros derechos”.

“En este proyecto el artículo 1 modifica la Ley 23.968 de Espacios Marítimos, que ya determinó el límite, demarcándolo de acuerdo a los puntos de coordenadas que están en el anexo”, resumió al tiempo que señaló que “al poner los puntos en la ley, y aclarar que están pendientes de recomendaciones, la Argentina sigue estableciendo los espacios marítimos de todo el territorio pero se aclara la diferencia que existe con los que sí han sido analizados y están dentro del carácter definitivo y obligatorio”.

Al concluir la reunión, los legisladores que integran la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto acordaron fijar fecha para una nueva reunión en la cual consensuar algunas modificaciones para realizar en el proyecto de ley 60/20 y pasaron a la firma el dictamen del proyecto de ley 61/20 y de otros dos, también enviados por el Poder Ejecutivo, a los cuales dieron tratamiento una vez finalizada la exposición de los funcionarios. Se trata del proyecto de ley 66/20 que aprueba el acuerdo con la Unesco sobre la renovación del Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos como centro de categoría 2 en Buenos Aires (República Argentina); y el 67/20, que aprueba un protocolo modificatorio del convenio para la protección de las personas con respecto al tratamiento automatizado de datos de carácter personal.