Alfredo Luenzo

Senador de la Nación por Chubut

JUEGOS OLIMPICOS TOKIO 2020 AUN NO FINALIZARON PARA EL DEPORTE CHUBUTENSE

Finalizó la edición 32 de los Juegos Olímpicos de verano. 

Por primera vez en la historia, cuatro atletas y un entrenador oriundos de Chubut, participaron de la máxima cita del deporte mundial. 

Ahora se viene Florencia Romero en los Paralímpicos.

Este pasado domingo concluyó la XXXII edición de los Juegos de la Olimpiada que se desarrollaron en la ciudad japonesa de Tokio, versión que no será una más para la historia del deporte chubutense.

Por primera vez, cuatro atletas más un entrenador nacido en nuestra provincia, fueron parte del acontecimiento más importante del deporte mundial.

Los deportistas becados por Chubut Deportes, Joaquín Arbe y Eulalio Muñoz en la prueba de maratón y Eduardo Sepúlveda en ciclismo de ruta, sumados a Sofía Gómez Villafañe en mountain bike, fueron nuestros representantes en Japón.

Como si fuera poco, el entrenador de “Coco” Muñoz, Rodrigo Peláez formó parte de la delegación nacional de atletismo, como integrante del cuerpo técnico de Maratón.

Destacadas actuaciones

El ciclista rawsense Eduardo Sepúlveda fue el primero de los chubutenses en competir en Tokio. Corrió en la jornada inaugural de los juegos la exigente prueba de Ciclismo de Ruta, sobre una distancia de 234 kilómetros.

Se trató de una carrera muy exigente desarrollada en el Circuito Internacional de Fuji, en la cual el capitalino fue protagonista. Lamentablemente a falta de 20 kilómetros debió abandonar por un inconveniente técnico, cuando llevaba tiempo de 5 horas 41 minutos 27 segundos y no pudo llegar a la meta en lo que fue su segunda participación olímpica, después de haber estado en Río 2016.

La segunda incursión chubutense fue la de la ciclista Sofía Gómez Villafañe. La pedalista nacida en Esquel y radicada en Estados Unidos, se clasificó en la 23ra. posición en la carrera de ciclismo de montaña, que se desarrolló el 27 de julio y que tuvo un podio netamente de nacionalidad suiza.

La chubutense de 27 años, que hizo su debut olímpico, cubrió la competencia en el circuito de 20 kilómetros, en la ciudad de Izu, prefectura de Shizuoka, con un tiempo de 1 hora, 25 minutos y 13 segundos.

Gómez Villafañe tuvo muchas caídas durante la prueba por las modificaciones sobre el trazado, producto de la lluvia que cayó durante esa jornada sobre la capital japonesa, algo que la sorprendió luego de haber estudiado el camino cuatro días antes.

De esta manera, Gómez Villafañe hizo su debut en territorio japonés y se convirtió en la primera argentina en competir en los Juegos Olímpicos en la modalidad Mountain Bike desde Jimena Florit en la edición de Atenas 2004 y en la tercera después de Sandra Ambrosio (Atlanta ’96).

Maratón del recuerdo

Los atletas cordilleranos Eulalio Muñoz y Joaquín Arbe también hicieron historia al debutar y completar los 42 kilómetros 195 metros del Maratón masculino de Tokio 2020, una de las últimas disciplinas en competir.

“Coco” Muñoz, de 26 años, llegó en la posición 31 de la clasificación, con un registro de 2 horas 16 minutos 35 segundos., a casi 8 minutos del triunfador, el keniata Eliud Kipchoge, quien recorrió la distancia en 2 horas 8 minutos 38 segundos y repitió el éxito de Río 2016.

El fondista oriundo de Gualjaina consiguió su mejor marca en el año, aunque estuvo lejos del registro logrado en Valencia 2019, cuando estableció 2 horas 11 minutos 23 segundos, cuando obtuvo la clasificación para la cita en la capital japonesa.

Tal vez a los ojos de los “resultados importantes”, un 31° puesto no signifique demasiado. Sin embargo, lo es: Eulalio Muñoz coronó una excelente actuación, porque pese a las adversidades climáticas, es la mejor marca de un maratonista argentino en la historia de los Juegos Olímpicos.

Por su lado, el esquelense Joaquín Arbe, de 30 años, arribó más atrás en la carrera y ocupó la 53ra. colocación. El cordillerano consiguió un tiempo de 2 horas 21 minutos 15 segundos, para completar el recorrido.

De este modo, Arbe también concretó su mejor labor en el año, aunque alejado de las 2 horas 11 minutos 4 segundos que registró en el Maratón de Buenos Aires (2019).

Cabe destacar que tanto Muñoz como Arbe tuvieron que afrontar múltiples inconvenientes a lo largo de este último año y medio para realizar una preparación adecuada. Claramente la pandemia afectó a todos, pero lo cierto es que las restricciones del año pasado los limitaron a ambos, que tuvieron que pausar sus largos ciclos de corridas y competencias.

En el último mes previo a los juegos, tuvieron que realizar la puesta a punto en la altitud: Muñoz lo hizo en Toluca (México) y Arbe en Paipa (Colombia).

También pasaron unas cuántas complicaciones para llegar hasta allí por suspensiones de vuelos, pero el esfuerzo dio resultado. Fueron dos actuaciones muy buenas y justificaron en ambos casos el debut como olímpicos.

Ahora, el turno de Flor

Hace poco menos de un mes, llegó la confirmación de que la atleta esquelense Florencia Romero, participará en los Juegos Paralímpicos que se realizarán desde el 24 de agosto al 5 de septiembre también en el país del Extremo Oriente, convirtiéndose de este modo, en la quinta deportista chubutense en participar en Tokio 2020.

La lanzadora cordillerana confirmó días atrás que el miércoles 18 de agosto a las 11, emprenderá viaje rumbo a Japón con su profesor Javier Álvarez, para lo que será su segunda participación Olímpica, luego de su presencia en Río 2016, en la cual obtuvo un diploma olímpico.

La deportista formada en la Escuela Municipal de Educación Física Adaptada de Esquel y becada por Chubut Deportes, será la representante de la Federación Argentina de Deportes para Ciegos.

“Flor” debutará el lunes 30 de agosto, a las 21.34 (Hora Argentina), en la prueba de Lanzamiento de Disco.

Su segunda presentación se dará el jueves 2 de septiembre 21.30, en la de Lanzamiento de Bala.
Vía Gacetilla de Prensa de Chubut Deportes.