Alfredo Luenzo

Senador de la Nación por Chubut

El secretario de Energía Darío Martínez enfatizó la necesidad de lograr el autoabastecimiento en hidrocarburos

Ante un plenario de comisiones del Senado, el secretario de Energía explicó y defendió el proyecto del Gobierno sobre promoción de inversiones hidrocarburíferas. Destacó la “previsibilidad” a 20 años y aseguró que si se generan saldos exportables se “fortalecerán” las reservas del Banco Central.

Tras las elecciones PASO, el Senado retomó su actividad con un plenario de las comisiones de Minería, Energía y Combustibles y de Presupuesto y Hacienda, en el marco de una reunión informativa a la que asistió el secretario de Energía, Darío Martínez, para defender el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo sobre promoción de inversiones hidrocarburíferas.

“El mandato ha sido muy claro por parte del presidente (Alberto Fernández) y la vicepresidenta (Cristina Kirchner) en cuanto a tener una herramienta legislativa que nos permita asegurar el autoabastecimiento, en este caso de hidrocarburos”, destacó el funcionario en el arranque de su exposición este miércoles.

En ese sentido, afirmó que “toda la normativa debe leerse entendiendo que el autoabastecimiento es la prioridad número uno. Resolver el mercado interno y luego de esto ir por un aumento de producción que nos permita generar saldos exportables y de esta manera conseguir divisas y fortalecer el Banco Central de la República Argentina, pero atravesado también por un esquema de sinergia entre trabajadores en sus puestos de trabajo y no suspendidos, por PyMEs incorporándose a una cadena de valor, y una industria nacional creciente, produciendo los bienes necesarios”.Durante la reunión virtual, el neuquino subrayó que “las provincias que son las dueñas del recurso” figuran “administrándolo y fortaleciéndose en cuanto a ese aumento de producción va a ser reflejado en mayores regalías”, mientras que la Secretaría de Energía actuará como “un vehículo necesario” para la reglamentación de la ley.

Al explicar el proyecto, Martínez apuntó que los primeros artículos establecen esta idea de “ir por encima de la demanda del mercado interno y así conseguir esos saldos exportables”. “El producido de ese incremento y de esas exportaciones va a aumentar los ingresos y reservas del BCRA”, insistió.

“Garantizar el autoabastecimiento es un eje que atraviesa toda la normativa, lo mismo que promover el desarrollo regional”, enfatizó y remarcó la participación que tendrán las provincias, en cuanto se garantizan “sus derechos en cuanto a sus recursos y las potestades tributarias, por eso no se ha modificado ni hemos tocado nada de eso”.

Entre otros puntos, el secretario mencionó que la iniciativa promueve, en sus artículos del 67 al 73, “la perspectiva de género dentro del sector hidrocarburífero”. Además, busca “potenciar los planes de sustentabilidad energética”, de los artículos 62 al 66, algo que “para nosotros es fundamental”, sostuvo. En su exposición, también ponderó “la puesta en producción de pozos inactivos mediante un régimen de ventajas”.“Estamos en un mundo de incertidumbre, con una pandemia y una economía global que tiene mucha incertidumbre”, expresó y, entonces, valoró que se apunta a “dar previsibilidad, estabilidad y reglas claras” con este régimen a 20 años, además de “la estabilidad tributaria federal”, de modo que “los que inviertan sepan que no se van a modificar las reglas de juego”.
Por otra parte, Martínez subrayó que se establece la “institucionalidad del plan Gas.Ar”, el cual “viene dando excelentes resultados”. “Hemos logrado frenar el declino que teníamos. Estamos con una producción por encima y 11.000 puestos de trabajo recuperados, con PyMEs sumándose. Se ha logrado un ahorro fiscal de 78 mil millones de pesos y 150 mil millones de dólares (divisas)”, añadió.“Entre los beneficios adicionales que tienen los proyectos especiales están los cambiarios, los arancelarios con una reducción hasta del 40 por ciento de la importación de bienes que no se pueden producir acá que está entre los objetivos que se plantea el proyecto de ley, es decir, el desarrollo de la industria nacional también para exportar conocimientos, bienes y servicios. Y los tributarios que tienen una amortización acelerada en impuesto a las ganancias y devolución del IVA”, explicó y agregó que “todos los proyectos son importantes y el lugar dónde se desarrollan, la actividad por lo que los montos de inversión y los plazos son diferentes”.De esta manera, procedió a detallar los proyectos y los costos de inversión de los cuales precisó: “Para Exploración y Sísmica para Explotación Convencional la inversión es de 6 millones en un plazo de 3 años. Para Refinación e Industrialización de Hidrocarburos en la cuenca de origen hay una inversión mínima de 10 millones en 3 años, para Almacenamiento Subterráneo de Gas 30 millones de dólares y plazo máximo de 3 años. Para GNL 50 millones de dólares en un plazo de 3 años, para Explotación de Petróleo y Gas Natural convencional 100 millones de dólares en 4 años”En esta línea, continuó: “Para la Industrialización, separación, tratamiento, transporte y refinación de Hidrocarburos son 300 millones de dólares en 5 años. Para la Explotación de Origen no convencional tiene la mayor exigencia de inversión en un plazo de 5 años con 300 millones de dólares. En los no convencionales esta la mayor exigencia en costos y plazos”.
“Entre los objetivos generales del Gobierno de la sustentabilidad energética está crear un incentivo adicional a las empresas que presentan un plan de sustentabilidad energética y crear un fondo para desarrollar este tipo de proyectos”, destacó el secretario de Energía de la Nación e informó que “también la perspectiva de género atraviesa todo y es importante”, por lo que “se creó un fondo para becas de grado para perspectiva de genero que busca tener más profesionales. Buscará facilitar tener esta perspectiva. Las empresas que presentan este tipo de plantilla tendrán reducción de aportes patronales”Por último, Martínez manifestó que “lo que atraviesa todo es el incremento del Valor Agregado Nacional y hay que desarrollar que las Pymes se sumen a la cadena de valor de manera creciente”, y remarcó que la única modificación que se realizó a la Ley 17.319 es para que las provincias puedan realizar concesiones de almacenamiento subterráneo porque “no estaba la posibilidad y nos pareció una buena medida y hay varias provincias que están trabajando con eso. También se modificó la Ley 23.966 para establecer un impuesto que sea una alícuota”.Vía www.elparlamentario.com